sábado, 15 de junio de 2013

Un giro para ti

Un brillante futuro, una carrera internacional, todo el mundo a sus pies. 


Eso era lo que le decían…

Pero al igual que las más grandes obras, el destino tenía deparado un giro diferente para su vida. 

“Lucía, la pierna va recta en ese movimiento” corregía a su estudiante modelo, mientras la veía repetir una y otra vez la rutina que ella misma había creado tantos años atrás, movimientos fluidos y dramáticos, unidos mediante un melodioso violín.

A medida que la velocidad de la música se incrementaba los giros era cada vez más rápidos, la bailarina dejaba de pertenecer a este mundo para fundirse con la música, para subir en los quiebres y volar en cada escala. Se transformaba en un ser sin peso, sin ropas, sólo con el alma revoloteando en el estudio.

Ella misma sentía como la música se fundía con cada célula de su cuerpo, cerró los ojos para recordar la sensación de volar en el escenario, de sentir la tierra desaparecer bajo sus pies, de tener por único sol los focos del teatro. 

Sintió como sus ojos se humedecían al abrirlos nuevamente. 

Su estómago se contrajo al escuchar el clímax de la obra. Tomó el control remoto y paró la música. 

“Muy bien Lucía, eso es todo por hoy” dijo mientras giraba su silla hacia la puerta, para dejar el estudio en el que ya nunca más podría bailar…


3 comentarios:

  1. Wow! Jamás lo presentí. Genial!!

    ResponderEliminar
  2. Me ha encantado, ha sido muy bello y hermoso. Felicidades. Me suscribo
    http://talvezquizasprobablemente.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Nannerl!
      trato de entrar a tu blog, pero al parecer lo cerraste...
      Envía la nueva dirección para dar una vuelta =)
      Cariños!

      Eliminar